Archive for febrero 16th, 2012

febrero 16, 2012

ELA, LAB, ESK, STEE-EILAS, EHNE eta Hiru sindikatuek martxoaren 29rako greba orokorra deitu dute

2012/02/16
 
Bihar, ostirala, otsailak 17, goizeko 11etan, ELA, LAB, ESK, STEE-EILAS, EHNE eta Hiru sindikatuetako ordezkariek Espaniako gobernuak joan zen ostiralean onartu zuen lan eta negoziazio kolektiboaren erreformaren aurka eta eskubide sozial eta laboralen alde datorren martxoaren 29rako Hego Euskal Herrirako deituko duten grebaren erregistroa egingo dute.

ELA, LAB, ESK, STEE-EILAS, EHNE e Hiru convocan huelga general para el 29 de marzo

Mañana, viernes, 17 de febrero, a las 11 de la mañana, representantes de los sindicatos ELA, LAB, ESK, STEE-EILAS, EHNE e Hiru, registrarán las convocatorias de huelga general para el próximo 29 de marzo en Hego Euskal Herria.

La protesta va en contra de la reforma laboral y de negociación colectiva aprobada la pasada semana por el Gobierno español y en defensa de los derechos sociales y laborales de Euskal Herria.

febrero 16, 2012

DESAZKUNDEA

Iturria: Plataforma Derechos Sociales Araba

ARTICULO OPINION DESAZKUNDEA-GASTEIZ

EL DECRECIMIENTO Y LOS RECORTES EN LA RGI
Si recordamos de dónde viene el estado de bienestar, después de la II guerra mundial, mientras en España era necesaria la cartilla de racionamiento, en el resto del mundo se ponían en marcha las políticas económicas de Keynes (mucho impuesto y gasto público, aunque esto de alguna manera ya había comenzado antes con el aumento de impuestos para el gasto de la guerra). Esto se soportaba sobre una clase media muy numerosa, a la que se había imbuido en una borrachera consumista (producción fordista de mercancías, cuantas más se vendan más beneficio se hace, siempre gracias a la publicidad y el crédito fácil, e incluso métodos como la obsolescencia programada, sin olvidar nunca que esto fue posible gracias a que la energía era muy barata). Estas políticas planteadas como un gran pacto social por la paz después de la barbarie de la guerra, se dice que permitieron a las clases más pudientes salir de la Gran Depresión sin hacer grandes esfuerzos económicos.
El crecimiento económico fue continuo hasta los años 70, que aunque ahora nos parezca lo más conveniente, tampoco es algo que haya ocurrido en todos los períodos de la Historia. Es entonces cuando viene la crisis del petróleo (sí, aquella en la que por primera vez se bajó el límite de velocidad, tampoco es algo nuevo). Aunque el incipiente movimiento ecologista ya alertaba de ello, es el Club de Roma (ideológicamente de derechas) quien publica “Los límites del crecimiento” (postulando que el mundo es finito, ¡vaya descubrimiento! que dirá alguno).La economía clásica, incluso su evolución marxista, nunca se preocupó de esto, ya que los recursos naturales son en hipótesis perfectamente sustituibles; si un recurso se agota, el dios ciencia y tecnología proveerá un sustituto. Partiendo de esta idea tenemos hoy los biocombustibles, que en realidad sustituyen la tortilla de maíz por “dar de comer” a los coches, o el tan manido cambio del sistema productivo (coche eléctrico, red eléctrica inteligente y demás), pero que no va a llegar a tiempo para evitar el encarecimiento de petróleo.
La falsa salida la ensayaron los Chicago Boys en Chile, “curiosamente” en dictadura. El neoliberalismo, Thatcher&Cia, acabaron con las últimas regulaciones de los mercados consecuencia de la Gran Depresión. Había que crear riqueza, consumiendo sin parar, que luego toda la sociedad recibiría su parte (teoría como la del derrame, defendida por los socialistas en los 90). Hoy sabemos que no es así, que en realidad han aumentado las diferencias entre pobres y ricos; en el año 1820 el 20% más rico del planeta tenía 3 veces más que el 20% más pobre; para 1913 ese 20% más rico ganaba 11 veces más que el 20% más pobre y en el 1997 el 20% más rico accedía 74 veces más a las riquezas producidas que el 20% más pobre.
Como dice Marta Pascual en “La pobreza leída desde el ecologismo”; esta pretensión eternamente incumplida de extender “esta riqueza” implica la presunción de vivir en un mundo de recursos infinitos, en el que todos los seres humanos podremos alcanzar niveles altos en los consumos (aunque sean necesidades artificialmente creadas).
Sin embargo en un mundo lleno en el que la capacidad de carga del planeta ha sido superada hace ya años (si toda la población mundial consumiera como los vascos, necesitaríamos nada más y nada menos que 2.5 planetas, dato de IHOBE para 2001), en el que no está asegurada la soberanía alimentaria de una mayoría, en el que los recursos más elementales como el aire o el agua limpios empiezan a escasear y está en duda la supervivencia de las próximas generaciones, no es admisible mantener esta pretensión de enriquecimiento, y menos usando el PIB como indicador. Curiosamente las reflexiones sobre la reducción de la pobreza no suelen relacionarse con las reflexiones sobre la riqueza. ONG, programas locales u organismos internacionales mantienen la pretensión de realizar intervenciones para reducir la pobreza, sin alterar los niveles de riqueza monetaria.
Y esa riqueza, F. Cembranos nos recuerda en “Pérdidas que hacen crecer el PIB”que para medirla los gobiernos, medios de comunicación, analistas, consejeros delegados… se basan en el PIB (producción, servicios, exportaciones… valor monetario de la producción corriente de bienes y servicios de un país durante un período). La industria militar hace crecer el PIB, cuanto más enfermos haya más crece el PIB, lo mismo que extraer gas no convencional, o construir el TAV. La guerra, la enfermedad, el miedo, la desigualdad… contribuyen al PIB y nos hacen “más ricos”.
Sin embargo, desechar el fracking para mantener un acuífero sin contaminar no contribuye al PIB. Los cuidados (tareas asociadas a la reproducción humana, a la crianza, a la atención de la vejez, a la resolución de las necesidades básicas, a la promoción de la salud, al apoyo emocional, etc.) están totalmente invisibilizados, quedan absolutamente fuera de estos cálculos, ya que no se les asigna remuneración.
Para los trabajos remunerados, nos hacen creer que para que se cree empleo la economía tiene que crecer un 3%. Pero no nos dicen que crecer un 3% al año implica que cada 25 años hay que doblar la economía. ¿Y quién dobla el planeta? Como no va a ser posible, al escenario que se nos plantea J. Riechmann lo llama ecofascismo, algo así como en Mad Max, el más fuerte se quedará con los recursos (es decir, como las últimas guerras por petróleo). El pacto por la paz social quedará roto. Parafraseamos a Martin Niemöller ahora que hablamos de fascismos:
Cuando los ricos se llevaban los recursos del tercer mundo,
guardé silencio,
porque yo he nacido en el primer mundo,
Cuando se explotaba a los que venían a mejorar sus condiciones de vida,
guardé silencio,
porque yo tenía un buen trabajo en mi país de nacimiento,
Cuando iban detrás de los parados,
no protesté,
no vaya a ser que me echen de mi trabajo,
Cuando vinieron a buscarme,
no había nadie más que pudiera protestar
En tiempos de bonanza, la fórmula propuesta por los Estados del Bienestar para luchar contra la pobreza ha adoptado estrategias de mínimos (salario mínimo, rentas mínimas, cobertura sanitaria, pensiones mínimas) con la pretensión de hacer escalar a la población por encima de la línea de determinado umbral de consumos.
Ahora que ha bajado el consumo, los estados no recaudan tanto de las clases medias, se decide adelgazar el estado de bienestar. Pero es de justicia que todo el mundo pueda mantener unas condiciones mínimas de vida; no es la gente con menos recursos, la que menos consume, la que está llevando al mundo al colapso.
Desde el decrecimiento apostamos por un reparto justo de los recursos (alguno diría un reparto de la riqueza); sueldos máximos (sueldos más altos mucho más bajos), democratización del sistema productivo, decidir qué queremos producir (alimentos agroecológicos p.e.) y qué no (industria militar, nuclear…), reparto del trabajo remunerado y no remunerado (menos horas de trabajo, incluyendo trabajo doméstico, que lleguen para cubrir las necesidades realmente básicas), y por supuesto, una renta básica que garantice que todo el mundo puede cubrir esas necesidades básicas.
Por eso llamamos a la concentración del 24 de Noviembre frente al parlamento vasco, ya que ese día se van a aprobar los recortes en la RGI.
Estamos indisolublemente ligados a nuestro planeta. Los problemas ambientales son problemas socio-ecológicos. Los problemas sociales son también socio-ambientales (J. Mtnez Allier “El ecologismo de los pobres”).
febrero 16, 2012

¿Hace falta bajar salarios para que España sea competitiva?

Iturria: Juan Torres Gómez http://www.juantorreslopez.com

 

El discurso oficial de los políticos y economistas neoliberales, tanto en España como en Europa, es que hay una serie de países, entre ellos España, que tienen salarios muy elevados respecto a los alemanes y que, por tanto, necesitan imponer moderación salarial para que sus empresas sean competitivas en el exterior y así poder crear empleo. Vicenç Navarro, Alberto Garzón y yo hemos aportado en nuestro libro HAY ALTERNATIVAS. PROPUESTAS PARA CREAR EMPLEO Y BIENESTAR SOCIAL diferentes argumentos para demostrar que el sentido común y los datos empíricos no prueban esa tesis. Pero ahora voy a retomar el tema a propósito de la publicación de un informe muy reciente de la sociedad francesa NATIXIS que trata de mostrar qué países europeos competitivos y cuáles no. (Quels pays de la zone euro sont compétitifs, quels pays ne le sont pas? 13 de febrero de 2012,). Su tesis es la siguiente 1. La variable que es relevante para determinar la competitividad-coste de una economía es el coste salarial en la industria corregido por la evolución de la productividad en este sector. Pues bien, para 2011, ese coste en euros es el siguiente en los diferentes países analizados: Bélgica: 36,73 Francia: 33,51 Alemania: 28,85 Italia: 28,32 España: 22,87 Gracia: 15,56 Portugal: 10,83 2. Pero a la hora de evaluar la competitividad de una economía no puede considerarse únicamente el coste unitario del trabajo sino que hay que tener en cuenta también el tipo de productos en los que está especializada. Un país especializado en producir bienes o servicios de alta gama (de mayor calidad, más sofisticados o diferenciados) puede permitirse venderlos a precios más elevados sin perder mercados, es decir, ser igual o más competitivo incluso con salarios más altos que los de sus competidores. Para conocer la especialización de cada país en este aspecto se puede utilizar la llamada elasticidad-precio de las exportaciones que indica en qué grado varían éstas últimas cuando suben o bajan sus precios. La estimación de NATIXIS califica a la exportación española como de gama débil (por debajo estarían Grecia, Irlanda y Francia, que sería el de gama más baja), en relación con la de los demás países analizados (Alemania, Italia, Portugal y Bélgica). Habría que señalar que esta conclusión de NATIXIS es incluso más desfavorable para la economía española que otras estimaciones. Los indicadores de la OCDE que miden la intensidad del nivel tecnológico sectorial de las exportaciones señalan que España está especializada en productos de tecnología media y media-alta o en otros de tecnología baja y media-baja (agrícolas, pesqueros, bebidas y tabaco, textil y calzado) pero que tienen una marca diferencial de calidad que les permitiría competir por vías diferentes al precio. Esto explicaría que, a pesar de que nuestros costes laborales unitarios hubieran subido en los últimos años, se haya mantenido constante nuestra cuota de exportaciones. 3. Precisamente, el tercer factor que toma en consideración el informe de NATIXIS es la evolución del valor de las exportaciones de los diferentes países analizados en relación con el total mundial desde el año 1999 a 2011. Los datos que ofrecen le permite concluir que Alemania, España, Portugal, Bélgica e Irlanda han sido competitivos y han mantenido o aumentado su participación en el total mundial de exportaciones. Estos datos permiten a NATIXIS concluir que no ha habido problema de costes salariales que explique el incremento del déficit exterior español de los últimos años, como dicen la mayoría de los economistas y políticos neoliberales para justificar así sus constante propuestas de moderación salarial. En su opinión, lo que ha sufrido la economía española ha sido un problema de demanda interna. La idea es bien sencilla: por muy competitivo que sea un país en términos de costes salariales no mejorará su posición en los mercados internacionales si la demanda interna absorbe la producción y no hay productos para vender fuera. Mi explicación de por qué se ha consolidado (sobre todo desde la entrada en el euro) ese modelo tan desfavorable para España y tan insostenible la he analizado en otro lugar (Crisis inmobiliaria, crisis crediticia y recesión económica en España) y podría resumirse en dos grandes razones. La primera porque es el que ha convenido al capital extranjero, a las grandes empresas alemanas, francesas, italianas… que nos venden productos y que además han tomado literalmente la producción española de bienes y servicios orientados a la demanda interior. Y la segunda, porque es el modelo que también interesaba a la banca puesto que la combinación de bajos salarios más fomento del consumo y de la adquisición de la vivienda es lo que mejor garantiza el incremento de la deuda que es su negocio. Y gracias al enorme poder del que disponen los grandes grupos empresariales y los banqueros en nuestra incompleta democracia no les ha sido difícil imponer ese modelo al conjunto de la sociedad a pesar de que sabíamos que llevaba a donde nos ha llevado. Por tanto, la respuesta a la situación en la que estamos no puede ser la moderación salarial sino un cambio de modelo que especialice a nuestra economía en nuevas gamas de bienes y servicios, que fomente un consumo más sostenible y vertebrador de nuestra economía y de nuestra sociedad, y que garantice la generación endógena de recursos y la financiación más racional y descentralizada para el desarrollo de un tipo de actividades económicas mucho más pegadas al terreno y menos dependientes del capital extranjero. Bajar salarios es la vía directa a la destrucción de empresas y empleo, a la mayor precariedad e insatisfacción y a nuevas crisis.

febrero 16, 2012

MANIFIESTO: ARABA POR UNA SALIDA JUSTA FRENTE A LA CRISIS.

 

¡¡NO MAS RECORTES SOCIALES¡¡
“Las arcas están vacías, no hay dinero para nada, es necesario recortar
donde no quisiéramos”… son frases de los políticos, que escuchamos un
día sí y otro también en los medios de comunicación.
Pero, ¿realmente son así las cosas? ¿Falta dinero o sobran ladrones?
Nosotras creemos que, cuando nos dicen que no queda dinero en las arcas públicas, sólo buscan una excusa para recortar derechos en detrimento de la mayoría y a favor del beneficio de unos pocos.
Ejemplos son: Todo el dinero público que se le ha dado a la banca y a
empresas como Esmaltaciones San Ignacio, Daewo o Epsilón, millones de euros que se dedican a grandes infraestructuras innecesarias como el TAV o la ampliación del Buesa Arena… y por contraparte propuestas de recortes sociales y/o de subida de impuestos a la ciudadanía.
Hablan de fraude en ayudas sociales (que no llegan ni al 4% del presupuesto total del 2011) y que según datos dados por las mismas instituciones solo constituye un insignificante 2%; cuando ignoran el Fraude Fiscal de millones de euros; cuando no quieren gravar el patrimonio de quienes más tienen ni de las sociedades, eliminando –o privatizando servicios públicos, ayudas a personas dependientes, aprobando recortes al
Derecho de Renta de Garantía de Ingresos, de ayudas en materia de Igualdad, Inmigración y Cooperación entre otras.
Nosotras queremos hacer un llamado a la ciudadanía para que reflexione, pues el problema no es que no haya dinero, sino, de cómo lo reparten. En Álava, según el Eustat, el PIB, o riqueza generada en 2010 fue de10.804,777 millones de euros, y los habitantes somos 317.016. ¿Acaso no habría suficiente para un reparto equitativo en el que se respete el derecho a una vida Digna para todas y todos?
Quienes firmamos este manifiesto propugnamos un modelo diferente al de las políticas neoliberales que nos han llevado -y nos llevan- a una situación de crisis económica periódica, cada vez en ciclos más cortos; y a la miseria recurrente en amplias capas de la población más vulnerable como las viudas, las mujeres, la juventud, las personas jubiladas, las personas extranjeras, etc.
Nosotras hacemos un llamado a la sociedad alavesa para que se ¡niegue a pagar las crisis producidas por esta economía de casino, especulativa! de un sistema económico, defendido por la mayoría política, que reparte la riqueza y el trabajo en la casa y las empresas de manera injusta, que criminaliza a las personas más pobres y excluidas socialmente, que fomenta el racismo, contra personas que viven aquí, que trabajan aquí y que en su mayoría aportan social y económicamente.
Neguémonos a seguir viviendo en este sistema, en el que las mujeres realizamos el 60% del trabajo no reconocido ni remunerado. Una vez más, los recortes en sanidad, educación y temas de dependencia vuelven a plantear una crisis de los cuidados que acaban recayendo, de nuevo, sobre nosotras, quienes “debemos” realizar estos trabajos de manera gratuita, perpetuando la división sexual del trabajo. Este sistema neoliberal, que beneficia al empresariado, precarizando el empleo cada vez con menos derechos, que congela las pensiones y margina a las personas mayores, que tiene a la juventud sin acceso a la vivienda, con tasas de paro que triplican las ya abultadas tasas generales y les condenada al trabajo temporal, precario y sobre cualificado.
Quienes firmamos este manifiesto reclamamos otra salida a la crisis! Una salida justa que no sólo es posible, sino necesaria. Una salida que resumimos en los siguientes puntos de consenso:
POR UNA FISCALIDAD PROGRESIVA.
Que cumpla con la función de redistribuir la riqueza. Que permita a la ciudadanía vivir dignamente frente a los constantes desajustes de la economía de mercado.
POR UNOS PRESUPUESTOS JUSTOS Y PARTICIPATIVOS.
Que estén diseñados de forma participativa y cuyo objetivo sea el reparto de la riqueza y cubrir lasnecesidades básicas de las personas. Que fomenten el empleo público de calidad y respetuoso con el medio ambiente y claramente estén a favor de los servicios públicos y promuevan la organización y participación social.
POR EL RECONOCIMIENTO DE TODO EL TRABAJO REALIZADO Y NO REMUNERADO, COMO EL RELACIONADO CON LOS CUIDADOS Y EL SOSTENIMIENTO DE LA VIDA. Trabajo que, a día de hoy, no consta en las cifras oficiales como, por ejemplo, el PIB.
POR EL REPARTO IGUALITARIO DEL TRABAJO EN LAS
EMPRESAS. Que contemple la reducción de la jornada laboral, no de los derechos! que no discrimine a las mujeres y que promueva el reparto de las responsabilidades y el cuidado entre todas y todos por igual.
A FAVOR DE LEYES Y POLÍTICAS QUE RESPETEN LOS
DERECHOS HUMANOS DE LAS PERSONAS EXTRANJERAS.
Por una Araba donde quepamos todas y todos, donde se respete por igual a personas que no hayan nacido aquí y se valore sus aportes sociales, culturales y económicos.
HACIA UNA RENTA BASICA DE CIUDADANIA.
Que nos garantice a todas y todos unos ingresos dignos por encima del umbral de la pobreza, que nos permita desarrollarnos como personas.
POR EL DERECHO A UN TRABAJO DIGNO.
Con una normativa laboral que acabe con la precariedad y que respete los derechos de la persona trabajadora frente al enriquecimiento de los empresarios en un marco propio de relaciones laborales.
POR EL CUMPLIMIENTO DEL DERECHO A LA VIVIENDA
Por la puesta en marcha de un parque público de vivienda en alquiler acorde a los ingresos de las personas inquilinas utilizando para ello las viviendas vacías de la ciudad (10.050).
POR UNOS SERVICIOS SOCIALES UNIVERSALES, PÚBLICOS, DE
CALIDAD Y PARTICIPATIVOS.
Por una política contraria a la privatización mercantilista desplegada por las administraciones y a favor de unos servicios sociales completamente públicos, en su competencia, gestión y financiación.
POR EL RESPETO AL MEDIO AMBIENTE Y AL RESTO DE LA
HUMANIDAD.
Por la Soberanía Alimentaria, un consumo responsable y respetuoso de los recursos naturales y de TODOS LOS PUEBLOS del planeta.
Además de nuestro compromiso con todos los puntos anteriores, manifestamos nuestra firme oposición al recorte de nuestros DERECHOS SOCIALES y a cualquier política que vaya en contra de la mayoría de la población en beneficio de unos pocos. Asimismo llamamos a la ciudadanía que se una en la construcción de una ARABA que respete el Derecho a una Vida Digna para todas las personas, indistintamente de su sexo, edad, origen, religión que nos permita desarrollarnos como personas.
¡¡DERECHOS SOCIALES PARA TODAS LAS PERSONAS ¡¡
A %d blogueros les gusta esto: